lunes, 31 de enero de 2011

Yoga para niños

El yoga es una excelente opción para lograr la unión de juego y desarrollo físico y mental. Se puede considerar que el yoga es un acercamiento de educación no formal dirigido a integrar al niño en sus aspectos emocional, cognitivo y creativo.
¿Por qué es importante el Yoga para los niños? 

Es común que los padres busquen para sus hijos actividades que no sólo entretengan, sino que desarrollen habilidades. Pero, ¿alguna vez han pensado en yoga? Desde recién nacidos hasta la adolescencia, el yoga es una excelente opción para lograr la unión de juego y desarrollo físico y mental. Se puede considerar que el yoga es un acercamiento de educación no formal dirigido a integrar al niño en sus aspectos emocional, cognitivo y creativo. 
Leer, hacer música, imaginar, moverse, respirar, cantar, trabajar en grupo. El yoga para niños es una manera divertida de desarrollar su potencial creativo y su capacidad de resolver problemas y superar retos. Para el niño inquieto o ansioso, el curioso o el activo, resulta una manera de canalizar su energía y su estrés, cada vez más común en edades tempranas. Para el calmado y menos activo, le ayuda a activar su cuerpo, a reafirmar su autoestima; para ambos es una oportunidad de aprender jugando, de conectar los dos hemisferios del cerebro y de reconocer y ejercer sus propios talentos.

Los niños disfrutan enormemente una sesión de yoga diseñada para ellos. En general mejoran en su rendimiento escolar, adquieren mejor concentración y memoria. Se encuentran menos estresados y aprenden a respetar las diferencias, así como a ir más allá ante los retos de la vida.

En Yoga para niños encontrarás:
  • Un camino sano para aprender y divertirse.
  • Un punto de encuentro entre niños/as y adultos.
  • Una alternativa al ocio pasivo que consume tantas horas muertas en la vida de un niño/a.
  • Un fundamento de la educación para la salud.
  • Una manera eficaz y saludable de conocerse a sí mismo.
  • Una vía para iniciarse en un ejercicio físico que es mucho más (y mejor) que un deporte.
  • Una técnica (o tal vez una excusa) válida para que el niño/a desarrolle su creatividad y su psicomotricidad.

Con esta obra pretendemos abrir una pequeña ventana, en forma de método, a ese fascinante mundo de sabiduría, belleza y amor, que constituye el yoga, mediante una propuesta que ya ha sido experimentada tanto en aulas como en hogares y que a su vez admite diferentes propuestas en la línea del método.

2 comentarios:

antoniogonz dijo...

La Tradición del Yoga (que es muy seria) no nos ha legado un manual de instrucciones de cómo aplicar el Yoga a un grupo determinado con unas características específicas, en este caso el trabajo con niños. Maravillosamente tenemos que reinventar el Yoga a cada paso, tenemos que dotarlo de creatividad y adaptarlo para que sea efectivo. Esa es nuestra labor como profesores.

Agapita dijo...

Muy bueno amigo, te felicito y te invito a pasar por mi blog

www.yogayninos.blogspot.com

Publicar un comentario